Ley de Violencia de Género

La Ley Orgánica 1/2004, de 28 de diciembre, de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género (LIVG a partir de ahora) reza en su introducción: «Se trata de una violencia que se dirige sobre las mujeres por el hecho mismo de serlo». Cuando se redactó la ley, en ninguna de las cabezas pensantes que se encargaron de ello se alojaba la idea de que mujer podría referirse a algo que no tuviera que ver con los cromosomas XX. Es más, a pesar del desafortunadísimo nombre de la propia ley, a lo largo de toda su redacción se habla de sexo, no de género.

Establece, además, esta ley que se refiere a una violencia concreta: la ejercida por los hombres sobre las mujeres («…las relaciones de poder de los hombres sobre las mujeres, se ejerce sobre éstas por parte de quienes sean o hayan sido sus cónyuges o de quienes estén o hayan estado ligados…»)

Por otra parte, hace años que las feministas venimos denunciando tanto la insuficiencia como la ineficacia de la LIVG, ya que no recoge más que una parte muy pequeña de las violencias que sufrimos las mujeres por el hecho de ser mujeres.

Sin embargo, en la peor de nuestras pesadillas, cuando estábamos sumidas y centradas en esa lucha, la institución que debería velar por el cumplimiento de los acuerdos del Protocolo de Estambul, del que España es país firmante, pretende aprobar una ley que anularía todos los principios básicos de la LIVG, ya que difumina hasta su desaparición los conceptos de hombre y mujer y sexo que aparecen a lo largo de todo el redactado del documento legal.

Las consecuencias de este dislate ya se han dejado ver en otros países y corren por las redes sociales en consejos de los abogados de los maltratadores, que instan a estos a que se identifiquen como mujeres para que no se les puedan aplicar los agravantes que recoge la legislación a partir de la LIVG.

Fundación Arcus – ONG “LGBT”, grandes simios y la misión de la ideología de “identidad de género”

Por Jennifer Bilek (@bjportraits) (Traducido por María Olimpia Wollstonecraft @MaraOlimpiaWal1) ¿Qué tiene que ver la conservación de los grandes simios con la nueva industria de la “identidad de género”? Puedo verte rascándote la cabeza. Rastreando la ruta del dinero detrás de la industria de la “identidad de género”, Arcus, el Goliat del “LGBT” y una ONG … Sigue leyendo Fundación Arcus – ONG “LGBT”, grandes simios y la misión de la ideología de “identidad de género”

Cargando…

Algo ha ido mal. Por favor, recarga la página y/o inténtalo de nuevo.